miércoles, 14 de noviembre de 2007

Nuestro Mac Gyver


Si Patty o Thelma lo conocieran, seguro se enamorarían de él. El tipo no te versea cuando te dice que el misil ese que se ve allá al fondo se puede hacer arrancar con unos cables de bobinado de motor y una batería de 12 volt con media carga. El tipo te lo hace andar. No se gasta en explicaciones complejas, ni se jacta luego de sus resultados, detecta el problema del que todos hablamos, mete manos a la obra en silencio, y cuando te querés acordar...el baffle que hinchaba los huevos en los oídos no suena más! Tenerlo cerca es siempre una ventaja, quién sabe en que momento alguien solicita ayuda y, ante la inutilidad reinante, él termina salvando el día. De algún bolsillo siempre sale la herramienta que hace falta, y se desenvuelve con la solvencia de un neurocirujano. Agradezco ser su amigo, ya que acompaña sus habilidades de "handyman" con gusto para la actividad gastronómica. Y si no remember pollito al disco. Si, todos sabemos que se trata de mi amigo Oski.

1 comentario:

tatomza dijo...

Adhiero a tu comentario. Ya mismo llamo a la florería y le mando rosas...